Ciberinfidelidad, ¿Una nueva modalidad?

Escrito por · 2012-02-19

El internet se ha convertido para muchas personas algo más que en una simple y pasiva herramienta para navegar y buscar información de interés personal o profesional. Con la creación del web 2.0, desde los mediados del 2000 se inició una epidemia cibernética incontrolable con las redes sociales a través del internet, donde los usuarios virtualmente y en tiempo real pueden interactuar en forma escrita, verbal y visual con cualquier otra persona conocida o no, que se encuentra en cualquier parte del mundo conectada a un servidor de internet, ya sea por un computador personal o celular.

Este fenómeno cibernético ha transformado la vida de muchas personas, donde han encontrado un espacio de socialización y entretenimiento, y lo hacen desde la comodidad de su hogar, oficina o un lugar público.  Sin embargo esta nueva modalidad de socialización ha alterado la vida de muchas parejas, llevándolos a serios conflictos que están terminando en casos de violencia doméstica, separaciones y divorcios.

Esta nueva forma de interacción social a través del internet se ha convertido en un espacio de amistad, afecto, amor, engaño, traición, e infidelidad, creando conflictos y situaciones de mucha inseguridad y celos incontrolados entre las parejas.

Uno de los principales espacios de socialización cibernética y el más conocido actualmente es el Facebook, donde las personas no sólo comparten información personal, publican fotos, o se envían saludos, con personas que conocieron a través de esta red, sino donde también se expresan directa e indirectamente simpatía, afecto, amor y otras cosas más.

Recientes estudios indican que por el uso del Facebook ha aumentado significativamente los celos, inseguridades, separaciones y divorcios en las parejas. El poder y control que algunas personas acostumbraban tener con sus parejas, ahora se les ha escapado de las  manos; pues con el uso ilimitado de las computadoras y celulares, se sienten desconcertados,  confundidos e inseguros, porque las relaciones personales de sus parejas han ido más allá de lo desconocido y fuera de control.

Algunas veces el abuso de la internet, puede crear una adicción cibernética que los puede llevar a desconectase de su realidad, manteniéndolos virtualmente atados fuera de su entorno familiar, social y laboral.

Ahora las personas pueden contar sus círculos de amistades por cientos y hasta por miles. Más allá de contactar familiares,  viejas amistades o exparejas, se extienden a personas que nunca han conocido y que probablemente nunca tendrán la oportunidad de verlos personalmente; sin embargo esas personas tienen acceso a todo tipo de información personal y actividades de sus vidas privadas, poniendo en riego muchas veces su integridad personal y familiar, o como puede darse el caso que esa información puede ser usada en su contra por sus ex parejas o actuales relaciones de pareja.

Se recomienda que si usted terminó una relación de pareja, elimínelo de sus contactos, y cambie frecuentemente sus contraseñas. A propósito de contraseñas, algunas personas, como parte de la manipulación emocional, exigen a sus parejas como una nueva “prueba de amor” y de fidelidad la contraseña de su Facebook, MSN, myspace, hi5, twiter, y correo electrónico.

Personalmente sugiero a los usuarios, fanáticos o no del Facebook, MSN o cualquier otra red social del internet, no involucrarse afectivamente con gente que nunca han visto, y menos hacer planes para verse o visitarse. El apasionamiento, delirio, ilusión, sueño  o encantamiento cibernético puede terminar en un desencantamiento al darse cuenta que la realidad está muy lejos de la ficción cibernética.

Cuide su privacidad, pues es una de las cosas más valiosas que una persona puede tener. No necesita compartir o dar a conocer a cientos o miles de personas que es lo que hace cada día, para sentirse que es una persona valiosa. Dé por hecho que usted es una persona extraordinaria con o sin Facebook, y recuerde que usted es la única persona que tiene control de su privacidad.

Finalmente quiero mencionar que si usted se siente inseguro(a), celoso(a) o cree que su pareja le está siendo infiel virtualmente o no, hable directamente con el/ella, en lugar de estar torturándose emocionalmente queriendo descubrir a su pareja infraganti en la computadora o en el celular. Un abrazo cibernético!!!

Si está interesado(a) en éste y otros artículos lo invito a visitar el portal del Facebook: Dr. Frank Clavijo

 

Escriba un comentario

You must be logged in to post a comment.